Vintage. El estilo recomendado para renovar tus ambientes.

Inspirate en los elementos rústicos y vintage para decorar tu casa

Colores bases como el beige y los pasteles predominan en esta decoración porque aportan luminosidad, delicadeza y belleza en todos los ambientes. Además el rosa pálido, azules turquesa, grises y verdes son las mejores opciones.

Las partes rayadas, gastadas y antiguas llenan tu espacio a través de los muebles o paredes. Los estampados de flores son los elegidos y se presentan en cortinas, alfombras y  almohadones y, por supuesto, la madera es la gran protagonista en la decoración.

En el estilo vintage se utilizan piezas antiguas que se renuevan o se combinan con otras más modernas de corte clásico. Si querés incorporar este estilo no necesitas hacer grandes cambios. Pequeños detalles pueden hacer una gran diferencia. Por ejemplo, unas lámparas Art Deco en tus mesas de luz pueden darle un estilo clásico y elegante a la habitación. No tengas miedo de mezclar estilos, ya que una de las tendencias más populares de hoy es la de combinar lo nuevo con lo antiguo.

Una de las ventajas más grandes es que nos da la oportunidad tanto de reciclar, como de darle nueva vida a piezas heredadas. No importa el estilo de la habitación, podés agregar algunos muebles o detalles y darle el toque que te gusta al ambiente.

Si lo que querés es darle a tu habitación un estilo vintage, te damos unos tips super útiles para que tus muebles sigan el estilo. Para conseguir unos acabados vintage las dos técnicas más utilizadas son el patinado y el decapado. El primero consiste en aplicar al objeto una pátina acentuando los relieves y oscureciendo los huecos, para conseguir un acabado que lo hace parecer viejo y gastado. El decapado consiste en eliminar la capa superficial de la pintura en un objeto. De esta forma se dejará entrever una parte de la pintura anterior, dotando al objeto de un aspecto antiguo y gastado. En la decoración vintage el decapado se utiliza sobre todo sobre muebles blancos.